martes, 14 de abril de 2009

CASTELO BRANCO - SALVATERRA DO EXTREMO. 60KM


El pasado viernes 10 conmovido por las ganas de volver a ponerme las zapatillas y correr por esas carreteras cercanas a la frontera de Extremadura con Portugal y poder disfrutar de un entorno fantástico: la soledad entre paisajes verdes preciosos, respirar infinidad de olores de campo, observar la fauna de la zona, etc. finalmente preparé la mochila con el botiquín, agua, geles, barritas, etc. y Gemmita me acercó a Castelo Branco en coche.
video
El día era soleado pero con un viento fuerte y frío que soplaba de costado muy incómodo, cierto es que si llega a venir de cara me hubiese planteado no hacerlo. Las sensaciones físicas no eran del todo óptimas ya que no había tenido tiempo de recuperar bien desde la pasada maratón de París del domingo (4 días no son suficientes y encima el jueves tuve un viaje en coche de 1000kms), así que el objetivo no era otro que disfrutar.

El recorrido es un constante rompe-piernas, y destacar los 5kms de subida del km40 al 45, que terminaron por minar mis reservas. Desde la primera subida ya noté que las piernas no iban sueltas e iba a sufrir, y así fue.

Sin ninguna duda el ir sólo en esta aventurilla ha hecho endurecer la salida: yo sólo, mi coco y mi sufrimiento. He echado mucho de menos la compañía de Rubén, sus bromas, su experiencia y sus ánimos en los momentos más complicados. Así que espero que la próxima podamos ir juntos.
El objetivo inicial era terminar la ruta en Zarza la Mayor, pero debido a que salí muy tarde y viendo que se me hacía de noche, decidí terminar en Salvaterra do Extremo, un pueblecito portugués situado junto a la frontera.
El recorrido de estos 60kms ha sido el siguiente:
Castelo Branco - Escalos de Baixo - Ladoeiro - Zebreira - Salvaterra do Extremo.

Ha sido realmente bonito ver como me he ido quedando sin gasolina poco a poco y notar las sensaciones de auténtico cansancio cuando el cuerpo le cuesta dar más de lo habitual.
Agradecer a Carmina y a Gemmita que los últimos 10kms vinieron acompañándome. Un buen apoyo para cuando las fuerzas ya no me respondían.
Ahora a esperar la siguiente...

3 comentarios:

Rubén dijo...

No dudes que la proxima la harás acompañado. A ver cuando nos vemos!

Esteban dijo...

Eso eso, hay que hacer algo pronto!
De este finde no pasa sin vernos!
Qué tal ese 5 mil? Lo corriste al final?

Rubén dijo...

No pude, Ana llego a Cáceres casi a la misma hora...