lunes, 25 de febrero de 2008

29KM VALL DEL CONGOST. DURÍSIMO!

Distancia de carrera: 29kms.
Desnivel positivo: 1700 metros.
Recorrido: Serra de l'arca, Riu Avençó, St del purgatori, l'Agustí, Tagament, Figaró, La Trona, St. Martí de Centelles. Parque Natural Montseny.
Tiempo total: 4h:35'

La madrugada del sábado al domingo, en pleno silencio sepulcral sonó el despertador, eran las 6h de la mañana, plenamente de noche, niebla y poca luz en la calle. Rubén, Gemmita y yo emprendimos rumbo a St. Martí de Centelles, desayuno en el coche para optimizar tiempo y presentarnos en carrera a las 7:15. Recogida de dorsal, preparación de la mochila con lo necesario, nos posicionamos en salida, 8h en punto, petardazo de salida y a sufrir!

KM 0-2'5. Ascensión durísima Serra de l'Arca. Ya desde inicio me doy cuenta de la dureza de la prueba. Del KM 2,5-5 bajada no excesivamente técnica, pero tampoco rápida hacia el Riu Avençó. Tenemos suerte, el río no va alto y sorteando piedras evitamos mojarnos las piernas. Allí primer avituallamiento. Emprendo con Rubén una ascensión criminal hasta la cima de Ca l'Agustí, km10,5. En este tramo me doy cuenta que toda la carrera va a transcurrir por "barrancos" y que mi idea de recuperar corriendo por pistas forestales era totalmente errónea. Me desmoraliza sentir que las piernas no me van y que no tenga fuerzas, ahí me doy cuenta que estoy pagando el esfuerzo de la maratón en Valencia del domingo pasado, y en la cima de Ca l'Agustí me planteo hasta el abandono. Rubén me anima, cambiamos chip, cambiamos de ritmos, sacamos la cámara de fotos y nos proponemos disfrutar del día, paisajes, etc.

En Ca l'Agustí repongo fuerzas con pastas de chocolate, naranjas y agua. Emprendemos la marcha para posicionarnos en breve en Tagament, otra cima. km 12,5 de carrera. Ahí emprendemos a ritmo ligero una interminable bajada hasta el km19 recorriendo todo tipo de terrenos. En el 17 paramos a repostar fruta, líquido e incluso un "chupito" de glucosa, que daria efecto más adelante. KM, el Figaró, punto de inflexión. Toca subir, quiero decir sufrir, o subir, eso. Esta subida hasta La Trona, km23 la hacemos más relajada, sacando la cámara y disfrutando más del paisaje, a mitad de ascensión avituallamiento, arriba avituallamiento, en fin, organización un 10! En el 23 me doy cuenta que el castigo en las piernas es brutal, aún así corremos hasta el 26,5 sin parar y allí volvemos a beber en el avituallamiento con un descanso de 2', para emprender la bajada hasta la llegada en St. Martí de Centelles. En esta bajada voy sin frenos, las piernas no las siento y me voy jugando la lesión en cada paso. Lo peor? La mala conciencia que produce saber que la pobre Gemmita ha estado esperando 4h30', menos mal que en la llegada nos comenta que ha dormido + de 2h en el coche!

En meta, bocata de butifarra, líquido para recuperar y recoger la bolsa del corredor. Me doy cuenta que estoy rebentado. Este tipo de pruebas no las preparamos con nuestros entrenos, y la gente que allí va, está muy preparada, física y técnicamente! No obstante, satisfecho!

2 comentarios:

rogero dijo...

Felicidades por la cursa, realmente es de la mas duras que se hacen por aquí. Yo tb me hice la foto con luis enrique, josef y marcel, los que van a la maraton del desierto, a ver si se pega algo, jeje

Esteban dijo...

Hola Rogero, me parece que he pagado un poco la novatada en esta cursa de montaña, es sólo mi segunda participación en algo parecido. Acostumbrado a los llanos de las medias/maratones, esto me ha parecido durísimo. Espero recuperar un poco el ánimo para animarme y poder afrontar otra carrera de montaña con mejor preparación y resultado. Un saludo máquina. Lo tuyo si ha sido una buena carrera, felicidades!